¡ Feliz Día del Periodista ! Simplemente es un sincero deseo para todas y todos aquellos que, desde los medios comerciales y alternativos, tenemos el oficio de informar...

¡ Feliz Día del Periodista !

Dia del periodista

Simplemente es un sincero deseo para todas y todos aquellos que, desde los medios comerciales y alternativos, tenemos el oficio de informar sobre lo que sucede a nuestro alrededor, de buscar la verdad para escaparle a la mentira y de encontrar aquello que se tapa en los pliegues políticos, sociales y estatales.

Pero no es un día de pleno jolgorio, porque la lucha de las y los compañeros de los medios hegemónicos por sus salarios y sus condiciones de trabajo continúa frente a la cerrada negativa de las patronales oficialistas y opositoras. Porque son trabajadores como cualquier otro y tienen una familia que sostener. Pero eso no le importa al Dios Mercado, porque está emperrado en sostener el estado de esclavitud y servidumbre en este sistema capitalista.

Tampoco lo es para los que comunicamos o colaboramos en los medios alternativos, comunitarios y populares, teniendo en cuenta lo sucedido con las y los compañeros de la Agencia para la Libertad hace unas semanas y la impunidad reinante, acerca de las responsabilidades del personal policial durante la represión en el desalojo de la Sala Alberdi, como también por la falta de implementación de la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual.

Sin embargo, es un día para reflexionar acerca de nuestro rol y de nuestras formas de dar voz al pueblo. Por un lado, impera la libertad de empresa, que solamente hace uso de la expresión en sus múltiples formas para contribuir a la perpetuación de los intereses locales y foráneos sobre nuestro país y por otro, la libertad de expresión está permitiendo, en parte, descorrer el velo sobre aquello que se esconde y que no es difundido por los medios comerciales.

Pero algunos colegas de los medios oficialistas se animaron a más y hacen piruetas en cada nota para que algo de lo que realmente ocurre sea reflejado en claras oraciones. Otros siguen contando el mismo libreto, incluídos los que trabajan en medios opositores.

Desde lo alternativo a lo comercial, todas y todos hemos crecido mucho pero eso debería significar redoblar la apuesta. La gran paradoja de estos últimos años es la utilización de los materiales de los medios alternativos por parte de los hegemónicos. Por supuesto, todo aquello que no contradiga su contenido clasista destinado a la clase media.

Redoblarla significa continuar buscando una efectiva unidad para nuestra propia defensa. Y desde allí, trabajar para otra comunicación teniendo en cuenta el veloz crecimiento de la derecha en Latinoamérica y el rudo viraje del Gobierno Nacional para robarle futuros votos a esa fracción política e ideológica. Se vienen viviendo tiempos represivos. Lo vemos en el conurbano bonaerense, en Rosario y en la provincia de Córdoba, por citar algunos ejemplos.

Se impone la reflexión para la acción, para mejorar nuestras prácticas y llevarlas a cabo para cumplir con nuestro objetivo: informar y opinar con Memoria, Verdad y Justicia. Y ello no es poca cosa en los tiempos que corren.